Gracias entrenadores y jugadores de la m19 del Jockey por el rugby de calidad que desplegaron representando a nuestro club en el torneo de la UCR. Después de tanto masticar el balance del año de nuestra excelente m19 versión 2013 me encuentro con algunas verdades indiscutibles. Es cierto, salimos subcampeones, perdimos la final, se nos escapó y a esa espina no nos la va a sacar absolutamente nadie y nos quedará para siempre en el recuerdo. Lamento decirlo pero es así, los hinchas, entrenadores y jugadores integrantes de ese gran equipo deberán convivir con esa astilla para siempre y ni estas palabras ni nada hará revertir eso. Pero considero que existen varias verdades irrefutables más y que quiero manifestarles porque las tengo atragantadas: nuestra m19 versión 2013 fue un equipo que desplegó un rugby de jerarquía, reconocido por propios y ajenos; tan es así que en semis le metió 40 puntos al rival. Reconocido al punto tal que en la final nuestro oponente “se asumió inferior inclusive desde antes de jugar el partido”, tan inferior se reconoció que así nos planteó el juego final. Todavía rebotan en mi cabeza las palabras que Pablo Bulacio les dijo a dos de los entrenadores de nuestro equipo minutos antes del inicio del partido final: “Seguramente vamos a ganar, pero de cualquier manera quiero decirles que nada, nada deberá opacar el excelente año que han tenido”. Ahora más que nunca me hago eco de sus palabras porque tengo la sensación de que la derrota en la final está opacando lo que fue este brillante año de nuestra m19 y no podemos permitirnos que esto ocurra. Me dijeron que “a las finales hay que ganarlas” y lo acepto. La espina nos quedó clavada, pero esa espina no ha de quitarnos el orgullo de haber sido los mejores ni la satisfacción de haber visto colmadas nuestras tribunas en muchos partidos para ver jugar a la m19 del Jockey. Sin temor a exagerar opino que esta ha sido la mejor m19 de nuestro club que yo haya visto en por lo menos los últimos 10 años (y no digo en más años porque no recuerdo). A esta m19 la conformaron entrenadores adultos y jóvenes de gran capacidad y que tuvieron la sabiduría y madurez de saber convivir y potenciar a sus jugadores; jugadores de jerarquía que se entrenaron y comprometieron al máximo, al punto tal que en el equipo “B” jugaron varios chicos que cómodamente podrían haber integrado un “A”. Entre todos, entrenadores y jugadores conformaron un auténtico equipo de jerarquía que desplegó un rugby total, dinámico y maduro. No escuché a una sola persona, ni propia ni de otros clubes, que haya dicho que nuestra m19 no fue la mejor del año. Hay una frase que dice “fija tus ojos en lo que puedes hacer y no en lo que no puedes cambiar”. Tengo muy claro que lo que pasó, pasó; y no podemos cambiarlo, pero también tengo la absoluta certeza de que ese grupo de jugadores este año aprendió una barbaridad y tiene mucho por delante, mucho por hacer. Felicito enfáticamente y agradezco una vez más a los entrenadores y jugadores de la m19 por el rugby que nos dieron.]]>

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Jockey Club Córdoba

GRATIS
VER