Esta semana vamos a desempolvar un poco la historia que hay detrás del recuerdo del jueves retro de la semana pasada.

Recordamos al equipo de Pre-Intermedia que se consagró campeón de las campañas 2006 y 2007. El   esfuerzo mental para recuperar información lo hicieron Christian Carrara y Santiago Maina, referentes de aquél equipo.

“La clave del éxito fue la unión del grupo, que se generó a base de un compromiso muy grande por parte de todo el plantel a la hora de entrenar y una competencia muy sana en todos los puestos, que los entrenadores (Marcelo Blanco y Edgardo Schmall) supieron sostener a lo largo de esos dos años” Arranca el relato de “Kity” Carrara.

Para el tercera línea, ese equipo tenía todo lo que necesita un equipo de Pre-Intermedia: jugadores experimentados con pasado en el plantel superior, que por distintos motivos no pueden continuar en ese grupo, haciéndose cargo del equipo y bajando los lineamientos del club, y jugadores jóvenes que todavía no tenían un lugar en el plantel, pero con proyección.

Para “cachorro” Maina, una pieza clave de esa unión fue el mismo Kity. “Se produjo un fenómeno muy particular. Había una brecha de edad importante en el equipo”, comienza Santiago.

“Estábamos “lo viejos”, todos arriba de 30 años, que ya habíamos tenido nuestras buenas millas en el rugby y el plantel superior del club, y por otro lado estaban el grupo de chicos de menos de 25 años, principalmente de la camada ’85”. El recuerdo de Cachorro dice que fue Kity quien detectó esta situación y comenzó a organizar actividades para los jueves después de entrenar. Al cabo de unas semanas el grupo entero se quedaba religiosamente a esas actividades y así comenzaron a dar forma a una cohesión muy sólida adentro y afuera de la cancha.

Lo más recordado de la campaña 2006 fue la semifinal de visitante contra Carlos Paz. Jockey había clasificado con el último boleto y le tocaba jugar en la cancha del mejor sembrado en la fase regular, un equipo de Carlos Paz (la primera de ese club) que había dominado el campeonato de punta a punta. En ese partido, el equipo mostró toda su madurez y actitud y lo ganó con un penal en los últimos minutos.

La final de ese año fue contra La Tablada y, en un partido que también fue muy cerrado y disputado hasta el final, los jugadores pudieron dar la vuelta en la cancha del club.

Del campeonato del año 2007 uno de los recuerdos que más se destacan fue la final frente a Córdoba Athletic, en Jardín Espinoza. Una verdadera final contra un clásico rival, jugado con mucha actitud y sin tregua en ningún aspecto del juego. El partido terminó igualado en 14 puntos para cada uno y consagro a ambos campeones de la categoría.

“Sin duda de los mejores recuerdos del rugby, dos años que gracias al grupo los disfrute muchísimo en todos los aspectos” Recuerda Christian, y continua: “Tuve el privilegio de haber sido campeón con la intermedia y otros equipos de plantel superior y los disfrute igual que esos dos campeonatos. Creo que uno de los aprendizajes más importante que pude hacer fue ese: que no importa la categoría, ser campeón y entrenarte para ganar es igual en todos lados.”

Los protagonistas

 Apelando a la memoria de quienes narraron los hechos, y con la probabilidad de que algún nombre falte a esta lista, producto del paso del tiempo, estos fueron los nombres que protagonizaron estos hermosos recuerdos para el club.

Primeras Líneas: Ignacio Ferreira, Marcos López, Maximiliano Roldan, Marcos Bergese, Ezequiel Gutierez, Maximilano Miles, Damian Gonzalez.
Segundas Líneas: Matias Palacios, Alejandro Moya, Guillermo Maldonado.
Terceras Líneas: Christian Carrara, Emiliano Roldán, Martín García, Federico Krumm,  
Medio Scrum: Ignacio Romero
Apertura: Pedro Saracho, 
Centros: Santiago Maina, Albiero
Wines:
Andres Juan, Lucas Sachetti, Daniel Baistrochi, Joaquín Heredia.
Fullbacks:
Gonzalo Mendiara

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Jockey Club Córdoba

GRATIS
VER