Por las semifinales del torneo de M-19, Jockey y Universitario regalaron un partido para el recuerdo, que se definió sobre la hora para un equipo hípico que tuvo la paciencia y concentración necesarias para aprovechar sus oportunidades.

El rugby de Córdoba puede caminar tranquilo si uno repasa la jornada del sábado. En todos los partidos de todas las divisiones se vivieron encuentros memorables. Y si tenemos en cuenta que los M-19 son el exponente más importante de ese rugby juvenil, entonces se puede estar aún más tranquilo.

Lo que se vivió en la cancha uno de nuestro club fue un verdadero mimo a los ojos para los amantes de este deporte. Entrega, actitud, lealtad, técnica, táctica, estrategia y disciplina por parte de los dos equipos dieron como producto un gran partido de rugby.

Siempre parejo, disputado a máxima intensidad en cada contacto, el primer tiempo encontró a un Jockey mejor posicionado en la disputa. Con una tercera línea incansable, forwards base con oficio y un grupo de backs despiertos y peligrosos. El que abrió el marcador fue “la pulga” Sariago, pero “Uni” ensayó su respuesta y por la conversión pasó al frente.

Masin y su botín derecho devolvieron el liderazgo por un punto, y Agustin Segura le dio aire a los hípicos con su try. Pero Universitario tenía argumentos de sobra para jugar una semifinal y por eso descontó y se fue abajo por la mínima 15-14.

En el segundo, fue Masin con su pie nuevamente el que movió el tanteador, y a los 15′ los estudiosos hicieron explotar su tribuna con un try que les daba la ventaja 18-21. El partido ganó en emociones y los dos equipos jugaron muy bien sus fichas. Jockey con un juego integral golpeaba corto pero también por las puntas, Universitario defendía y llevaba las acciones lo más lejos posible cada vez que la recuperaba.

La visita tuvo su oportunidad de liquidarlo, pero una buena defensa se lo impidió. Y cuando el partido se iba, Hughes arrastró defensores por el centro de la cancha, y eso estiró la defensa por fuera, lugar por donde se filtró un escurridizo Santiago Jara para anotar un try que valió más que cinco puntos. Un try que valió un pasaje a la final del torneo.

Jockey es finalista por tercer año consecutivo, y tendrá la oportunidad de tomarse revancha de la final del año pasado. Se viene una semana muy especial para este grupo. La oportunidad de preparar una final, un clásico y una revancha, todo en un mismo partido.

Formación JCC:
1- Gonzalo Hughes, 2- Facundo Ludueña y 3- Facundo Burgos; 4- Guillermo Maldonado y 5- Jorge Casella; 6- Miguel Videla, 7- Mateo Urani y 8- Stefano Bocco; 9- Galo García y 10- Santiago Jara; 11- Rodrigo Sariago, 12- Gonzalo Masin, 13- Agustin Segura, 14- Joaquín Alba y 15- Martín Bogado.
Ingresaron: Triveri, Busleisman, Carballo, Gatch, Cabrera, Pelcer y Cugnini.
Entrenadores: Ramiro Lopez, Alejandro Benedetto, Leonardo Gallardo, Santiago López Vaca y Leandro Ortiz Morán.

 

Artículos Relacionados

Una Respuesta

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Jockey Club Córdoba

GRATIS
VIEW