¿Como explicarle a los demás la forma y la intensidad en las que sentimos nuestras pasiones? Muchas veces es muy complicado, otras podemos más o menos graficarlo con algún gesto o acción, otras con una frase y a veces con una canción. Lo que si podemos decir, es que todas son validas. Porque la importancia esta puesta en las ganas y en el gesto de querer compartirlas a los demás.

De cara al clásico, donde cada día de la semana tiene un gustito diferente, donde el aire que respiramos está cargado de mucho sentimiento, estas son las palabras de un jugador que arribó al plantel superior este año, y que nos enseña que el amor al Jockey se lleva en el corazón y la sangre y se vive en cada momento y lugar de nuestras vidas.

 

“Porque de repente te hiciste mi casa, mi hogar, tus colores son el aroma cálido del confort. Ni pensar que caí en este paraíso solo a jugar al rugby y me sentí inverso en un mar de emociones que no me dejan despegarme de vos. ¿Locura sentir lo que siento?, locura seria no sentirlo, me abriste las puertas desde un primer momento, me abrazaste con el albirrojo de lo más profundo de tu corazón, me embarre de esos prestigiosos colores con un orgullo que invade por completo, porque el dolor, el llanto, las alegrías, jamás son en vano si son con vos. Este es un club que habla de glorias, de historia y de victorias, las palabras externas la verdad mucho no me interesan, porque esos colores son los que visto en la cancha, en el trabajo, en la facultad, en mi vida en definitiva, sos el complemento de mi alma, la sabia esencia de mi ser, la luz nunca se apaga porque tu resplandor es eterno. Yo conozco el dolor, porque he perdido seres queridos, he visto la muerte tan fría y escasa como el tiempo mismo, sufrí, llore, en resumen he vivido. Pero cuando vos perdés, perdón, cuando nosotros perdemos, la sensación es inexplicable, pero cuando la entrega es absoluta, en mis ojos vidriosos de la emoción, se reflejan esas cuatro siglas que nos inculcan desde pequeños y también de grandes: el C.R.E.A, y mi escudo, nuestro escudo, el escudo de nuestra familia palpita en todo mi corazón, por eso te digo y me remito a las palabras de un gran músico como este club, GRACIAS TOTALES JCC.”

Oscar “Cacho” Viotti

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.